Ciclismo urbano: severas deficiencias en la infraestructura

(Nota publicada originalmente en Notas.org.ar)

Las ciclovías de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires suelen ser mencionadas en diversas publicaciones periodísticas como un ejemplo a imitar, sin embargo, aunque ciertamente la construcción de una red de ciclovías es una innovación de importancia, tanto el proyecto como su realización presentan severas deficiencias.

screen-shot-2016-10-18-at-8-00-01-p-mAncho: el ancho recomendado para ciclovías bidireccionales ronda los 240 cm y 180 cm para las ciclovías unidireccionales. En CABA pocas ciclovías respetan este ancho, llegando algunas a ser tan delgadas que dificultan seriamente la circulación.

Ubicación en la calzada: están construidas sobre la cuneta, sector diseñado para recoger y conducir el agua de la lluvia. El asfalto es impermeable y, por su inclinación, el agua escurre hacia sus lados. Esto permite mantener el 90% de la calzada limpia y seca. El problema aparece cuando utilizamos el sector remanente, que no está destinado para la circulación de vehículos.

Falta de agarre: las cunetas son de cemento, por su durabilidad. Este espacio no está contemplado para el desplazamiento de vehículos. Este material tiene menor adherencia, lo cual produce resbalones.

Agua y basura: por su función, este sector contiene agua y residuos. Está previsto que el agua de la calzada y la acera fluyan hacia este sector barriendo consigo los desechos de ambas áreas. Incluso la acción humana lleva los desperdicios hacia ese “espacio de nadie” entre la calle y la vereda. Las bicicletas se resbalan o se encuentran con objetos punzantes que dañan las cubiertas.

(Continuar leyendo…) (más…)

facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail

Leer Más